ELPROPÓSITO. Renunciar o no renunciar (II)

Y si renuncio, ¿cómo lo hago?. Cómo planificar una renuncia y hacerla con firmeza

Photo by Victor on Unsplash

Como Coach Ejecutivo y Coach de Equipos vivo el Propósito como la base fundamental de cualquier proceso de Coaching y también de cualquier decisión en mi vida. Es por eso que he decidido bautizar mi blog a partir de ahora con el nombre: ELPROPÓSITO. Desde que empecé a escribir mi blog, he tenido el fin en mente de que todos mis posts lleven en el fondo un mensaje especial, que estimulen con firmeza a hacer algo nuevo, que sea creativo y que invite a generar un cambio, es decir, que lleven siempre un Propósito. Gracias de corazón por ser mi suscriptor, leerme todos los domingos y compartir este mensaje con tus seres queridos.

Ahora sí, a lo que venimos. Debido a la enorme cantidad de lectores que tuvo mi post anterior (Renunciar o no renunciar), decidí ampliar un poco más el tema para tratar de esbozar un plan que permita hacerlo de una manera tranquila y segura. Al fin de cuentas, debería ser algo que nos conduzca a nuevos caminos, (ojalá) a perseguir nuestras pasiones y el resultado en definitiva deberá ser siempre una mejora considerable en nuestro bienestar. Te invito a seguir leyendo para saber cómo lograrlo.

Mis mejores decisiones han sido aquellas que me han acercado a mi Propósito de Vida. El temor es algo inevitable al momento de tomar una decisión tan trascendental como renunciar a algo, a alguien o de algunos, sin embargo, el peor temor de todos debería ser el de renunciar para luego tomar una decisión que no esté alineada a nuestro Propósito de Vida. Es decir, que eventualmente nos lleve a estar en la misma situación.

El simple pensamiento de una renuncia, ya nos está brindando una gran señal que debemos aprovechar, nos está permitiendo saber lo que NO queremos y es el momento clave para descubrir entonces lo que SÍ quisiéramos. La clave para saber cuál es el siguiente paso está en tomar decisiones que nos acerquen a nuestro Propósito de Vida, a hacer lo que nos apasiona; será el blindaje contra todo terreno y toda tormenta.

La mejora en nuestro bienestar en los siguientes pasos posteriores a la renuncia, vendrá del sentimiento de haber tomado una buena decisión. Esto únicamente lo podremos comprobar mientras recorremos ese siguiente camino, por lo tanto, desde un inicio y previo a la gran decisión debemos hacernos la siguiente pregunta: Esto que quiero hacer, me acerca o me aleja a mi Propósito de Vida?. En la respuesta tendremos la seguridad que estamos buscando.

Vemos entonces cómo se vuelve necesario y trascendental conocer cuál es nuestro Propósito de Vida, dado que de este se derivará cualquier plan que deseemos emprender. Para que un plan sea realista debe reflejar un autoanálisis que permita comparar la situación actual versus la situación futura que anhelamos. Asimismo, deberá reflejar cuál era nuestro enfoque anterior y cuál deseamos que sea el enfoque futuro. Sin embargo, puede que haya plan, pero si no hay propósito, el corazón del plan está vacío.

Un fuerte abrazo y siempre lo mejor,

Rodrigo Baccaro

“…dijo Keptah sombríamente…se ha dicho también que no puedes enseñar al hombre nada; sólo puedes ayudarle a que lo encuentre dentro de sí mismo”

Médico de Cuerpos y Almas

P.D. La VELA de esta semana es:

  • Qué estuve Viendo: Inside Bills Brain. Gracias a la gran recomendación de mi colega y amigo Otto Velásquez. Gran reportaje sobre Bill Gates que vale la pena ver en Netflix; tres capítulos que muestran gran parte de la vida, la obra del genio y sobre todo su contribución a la humanidad para hacer frente a los mayores desafíos. Destaco varias cosas: Una cita de Warren Buffet: “Es muy importante tener los amigos correctos. Si te convierten en una mejor persona, es el mejor regalo”. Y lo que más destaco es su fascinación por la lectura a la cual soy también particularmente adicto.
  • Qué estuve Leyendo: Orlando Ayala, el hombre que hizo llorar a Bill Gates. Este es un artículo de lectura obligatoria. Destaco una frase poderosa (que cualquier líder debería leer): “Si yo no puedo vivir mis valores más profundos en el trabajo, si nosotros no podemos ser reales para nosotros mismos, ¿cómo vamos a ser reales para nuestros clientes?”
  • Qué estuve Haciendo: Brindando Coaching de Calidad a un Equipo. Esta semana tuve la gran oportunidad de brindar varias sesiones de Coaching. Todas y cada una de ellas me llenan y me apasionan. Sin embargo, hay una que particularmente me llamó la atención y fue la de un equipo con el que llevo todo este año trabajando y que cada vez vive más sus Valores y se guía por su Propósito. El detalle que marcó la diferencia fue verlos en un estado de Flujo (Flow) resolviendo un desafío increíblemente duro a una velocidad inimaginable; felicidades chicos.
  • Qué estuve Aprendiendo: Hints for Case Teaching. Otra gran oportunidad que estoy teniendo es el de brindar mis conocimientos pudiendo dar clases. Desde mi MBA en INCAE quedé fascinado por el método de casos y siempre que tengo la oportunidad de utilizar un caso no solo dando clases sino en el trabajo, utilizo esta gran herramienta. Este documento tiene claves para poder utilizar el método de casos con mucha mayor efectividad.